BNA
Inicio » La Provincia » La falta de lluvias afecta la siembra de maíz

La falta de lluvias afecta la siembra de maíz

La falta de lluvias en el territorio entrerriano, sigue impactando en la producción, que no logra sobreponerse de los últimos años de sequía. La siembra de maíz, ya tiene efectos negativos en un sector preponderante de la provincia de Entre Ríos.

A causa de la ausencia de precipitaciones, el Sistema de Información de Bolsa de Cereales de Entre Ríos (SIBER) reporta que las labores de siembra se prolongaron hasta los primeros diez días de octubre, sin embargo, no se pudo completar con la intención inicial.

A su vez, recuerda que a inicios de campaña, con el pronóstico de un evento climático "El Niño" se apuntaba a una intención de siembra cercana al valor de la campaña anterior, que fue de 378.900 ha.

A nivel provincial, el informe indicó que el progreso de la siembra alcanza el 87 % de la superficie planificada inicialmente, lo que representa un avance de 24 puntos porcentuales en el transcurso de quince días. Sin embargo, cuando se analiza por zonas, se observa que la norte, este y sur cumplieron sus objetivos de siembra, mientras que la oeste es la región más afectada, con solo un 66 % del área sembrada.

Esto indica una reducción en la superficie asignada al cultivo, especialmente notable en la zona oeste, donde se encuentran lotes en los que la siembra ni siquiera se pudo comenzar.

 

La mitad de Entre Ríos sufre de sequía severa

En cuanto a la emergencia de las plantas, en general se califica como buena, pero la escasez de humedad en el suelo sumada a las bajas temperaturas registradas en los últimos días han impactado de manera negativa en su desarrollo.

Con respecto a la fecha de siembra, se ha observado un mejor desempeño en las fechas tempranas, cuando las reservas de humedad en el suelo eran óptimas, lo que favoreció el establecimiento del cultivo.

En algunos lugares, el SIBER señala que el sistema de labranza convencional ha tenido un mejor comportamiento en comparación con la siembra directa. Al preparar los campos con anticipación, permitiendo que algunos lotes reciban lluvias, las plantas han logrado una mayor profundización de raíces y, en consecuencia, una mayor uniformidad en el cultivo.

Fuente: Uno

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Directiva del Copnaf rechazó un camión que fue a parar a los bomberos de su ciudad

La situación se conoció a través de la sentencia del Tribunal Oral Federal de Concepción …