BNA
Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » La Ciudad » Mamá sabe bien: maternar en tribu

Mamá sabe bien: maternar en tribu

El siguiente artículo de Flor Larrosa pone en consideración varios puntos para tener en cuenta sobre la maternidad. 

 

(*) Por MARÍA FLORENCIA LARROSA

 

“Una vez las mujeres hemos acabado con la maternidad como  destino, nos toca ahora poder elegir cómo queremos vivir esta experiencia”, nos dice Esther Vivas en su libro Mamá desobediente.

Y es que  ahora como madres nos toca declararnos en rebeldía contra todo aquello que invisibiliza el maternar y nos condiciona a vivir maternidades en soledad, sumisión  y estereotipos arcaicos.

En esta nuevo pasaje de ida, la deconstrucción también se aplica a la maternidad, desde aristas bien diversas  e igual de analizables:  por un lado la necesidad urgente de reformular los roles de madres/padres, apelando a paternidades presentes, responsables y resolutivas: ya ninguna cuerpa gestante/ madre, soporta la premiación al hombre por ser presente en la crianza o en las tareas del hogar: esperamos, mínimamente, igualdad de condiciones a la hora de una crianza afectuosa y respetuosa (esto implica poder trabajar igual que los hombres,  recrearnos, descansar, sin que por eso debamos sentirnos “malas madres” y mucho menos culpables).

La militancia por los derechos de las mujeres parece olvidarse de las maternidades.

El patriarcado logró  partir de esta construcción ideológica, relegarnos a la esfera privada e invisible del hogar, infravalorando nuestro trabajo y consolidando las desigualdades de género.

Por otra parte, la maternidad es un tema entre minimizado y olvidado para los movimientos sociales y también para los feminismos, que muchas veces no solo cuestionan nuestra forma de maternar, sino que nos exigen criar hijos deconstruidos midiendo con un feministómetro nuestras decisiones y señalando con el dedo: antes nos pedían crianza, ahora crianza feminista.

Pero lo más triste de esto, es que los feminismos se olvidan de algo sustancial: la mujer base, la mujer atrás de la maternidad, la que materna solitariamente porque ya no encaja en  su mundo anterior. Y ahí, la contradicción enorme: la militancia por los derechos de las mujeres parece olvidarse de las maternidades.

Entonces ¿Qué herramientas tenemos, nosotras, las madres, para no morir en el intento? La tribu. Maternar en tribu es pertenecer, es comunidad, acompañamiento. Es sabernos en pluralidad, nunca más solas.

"Maternar en tribu significa para mí el poder ser escuchada y acompañada, es saber que tenes un hombro amigo que te entiende, te escucha, te aconseja y se ríe de lo mismo que te pasa a vos. Que conoce perfectamente cómo te sentís, que querés hacer" afirma Natalia, maestra jardinera, mamá de Noah y Allison.

Juli, docente, mamá de Rebecca nos dice que: “Elegimos maternar en tribu porque elegimos que nos maternen y maternar con nuestras amigas, formando una red de respeto, amor y, sobre todo, compasión hacia esas generaciones de maternidades que no han tenido la oportunidad de equivocarse.”

Melina, diseñadora gráfica, materna a Catalina e Hipólito y nos da un enfoca más emotivo “la tribu  es una bocanada de aire, salir a respirar cuando pensaste que te ahogabas. Maternar en tribu es sentir que te sostienen las manos, el corazón, el cuerpo”.

Nos declaramos en desobediencia. Maternamos con nuestros cuerpos y nuestras creencias, pero sobre todo maternamos sabiendo que también existimos como mujeres, trabajadoras, compañeras, hermanas, amigas. No nos define la maternidad, somos infinitas cosas.

Mamá sabe bien. Feliz maternar a quienes pueden revelarse contra un sistema opresor. Y a las que aún no pueden, acá estamos. Somos red, tribu.

Nunca más solas.

 

(*) María Florencia Larrosa es periodista y docente de artes escénicas. Desde 2016 está radicada en San Nicolas de los Arroyos trabajando  en medios y espacios culturales diversos. Actualmente desarrolla su labor periodística en  EL Portal de SN y FM Radio U 89.9 (en este último medio específicamente en las áreas de género y diversidad).

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a este equipo de Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Convocan a un concurso de vidrieras con un premio de exenciones de tasas por cuatro meses

Invitan a comerciantes a sumarse a un concurso de vidrieras navideñas. Los diez comercios elegidos …