BNA
Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » La Provincia » Punitivismo demagógico

Punitivismo demagógico

El homicidio de Micaela García generó  indignación, y al mismo tiempo una andanada de reclamos hacia el juez que  había concedido salidas transitorias y una exigencia de leyes más duras. Esto último llegó hasta el Congreso donde se debate una ley prohibiendo dichas salidas, e incluso la libertad condicional. Un punitivismo demagógico para satisfacer a los partidarios de una justicia sin garantías.

 

Por ANÍBAL GALLAY especial para EL MIÉRCOLES DIGITAL

 

Cada vez que ocurre un hecho aberrante como el caso de Micaela García, surgen reacciones que van desde exigir la imposición de la pena de muerte, en tanto que otros piden un endurecimiento de las leyes punitivas.

Esto tiene una relación estrecha con la suposición que una persona  “lo pensará muy bien antes de cometer un delito”, si lo que arriesga es su propia vida o su libertad por un periodo prolongado.

En esta ocasión el homicidio de Micaela García indignó a todos, y son entendibles que las reacciones sean duras, y que las emociones jueguen un papel importante. La andanada se extendió  hacia el juez Carlos Rossi, quien había dispuesto salidas transitorias para el presunto autor de la muerte de Micaela García.  (Por ahora es presunto, aunque haya confesado su autoría.)

Cumplimiento de la sentencia

Cuando alguien en condenado a pasar algún tiempo en la cárcel, queda a cargo de un juez. Ese juez es quien recibe todos los pedidos del preso, y debe bregar para que se cumplan las garantías que asisten al condenado. La ley expresa que puede acceder a salidas transitorias, una vez que ha cumplido la mitad de la condena. Salidas transitorias pueden ser un día por semana, o por mes… El juez ira regulando esas salidas de acuerdo al “éxito” obtenido. Cuando el condenado ha cumplido dos tercios de su condena, puede solicitar libertad condicional. Esto no implica acortamiento de la pena, ni nada parecido. La condena es la misma, de modo que le otorgan libertad bajo algunas condiciones. En ambas circunstancias el juez pide un informe al servicio penitenciario acerca de la conducta del interno y toma una decisión. Es lo que hizo el juez Carlos Rossi.

La misma respuesta

Este homicidio repercutió por supuesto en la Cámara de Diputados. Allí se presentó un proyecto para impedir las salidas transitorias, y la libertad condicional. El proyecto está en estudio  y de ser aprobado los jueces ya no tendrán facultad para otorgar dichas salidas, por lo menos para los casos de delitos graves.

En verdad parece destinado a  conformar a algunos sectores y tiene un claro tinte demagógico.

En la Argentina las penas de privación de la libertad pueden llegar hasta los 50 años, siendo una de las más altas del mundo.  La Argentina tiene una tasa de 7 homicidios   por cada cien mil habitantes. El promedio para América es de 15, y el promedio en el mundo es de 6,9. (Cifras de las Naciones Unidas)

En 2004 la muerte de Axel Blumberg generó una ola de indignación con repercusión en el Congreso. Allí se aprobaron  leyes endureciendo notablemente las penas. En ese año la tasa de homicidios fue de 5 cada cien mil habitantes, de acuerdo a las estadísticas oficiales.  Más de una década de probar con leyes mucho más duras, la tasa de homicidio, saltó de 5 a 7, cada cien mil habitantes, que es la cifra oficial para 2016

Ahora el Congreso va por el mismo remedio. Es un proyecto de ley destinado a conformar a sectores  partidarios de la mano dura. Es la profundización de un punitivismo que nada soluciona, como ha sido demostrado con largueza.

 

rubengallay@hotmail.com

 

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a este equipo de Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Poniendo la culpa afuera para ocultar la propia

El docente y gremialista Víctor Hutt, quien habitualmente suele escribir sobre la situación que lo …