Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » Novedades » El represor "Moscardón Verde" está cerca de recuperar la libertad

El represor "Moscardón Verde" está cerca de recuperar la libertad

No solo participaba en operativos ilegales de secuestro de personas y saqueaba la casa de sus víctimas, también era un sádico torturador de detenidos –algunos de ellos estudiantes secundarios– en la Policía Federal de Concepción del Uruguay en años de la Dictadura Militar.

Notas relacionadas:

En La Histórica se siguió de cerca la sentencia a Mazzaferri

Sentenciaron a 20 años de prisión a José Darío Mazzaferri

 

(*) Por JUAN CRUZ VARELA

 

Un tribunal concedió la libertad condicional al ex policía federal Julio César Rodríguez, alias Moscardón Verde, por haber cumplido los dos tercios de su condena, aunque la medida no se hará efectiva.

El represor Julio César Rodríguez, alias el Moscardón Verde, recibió el beneficio de la libertad condicional, aunque por el momento continuará detenido a la espera de un nuevo juicio por delitos cometidos durante la última dictadura cívico-militar

Rodríguez es tal vez el más salvaje de los represores de la provincia: no solo participaba en operativos ilegales de secuestro de personas y saqueaba la casa de sus víctimas, también era un sádico torturador de detenidos –algunos de ellos estudiantes secundarios– en la Policía Federal de Concepción del Uruguay. “La tortura física la ejecutaba el Moscardón Verde”, contaron los sobrevivientes. Usaba sus puños y empuñaba la picana eléctrica con sadismo, describieron descarnadamente.

El ex sargento de la Policía Federal lleva más de diez años detenido, cumpliendo una condena de quince años que le impuso el Tribunal Oral Federal de Paraná por allanamientos ilegales de domicilios y por la privación ilegítima de la libertad e imposición de tormentos en perjuicio de ocho estudiantes secundarios durante el año 1976, y como integrante de una asociación ilícita, en el marco de un plan sistemático de persecución y exterminio de militantes. La pena vence el 27 de noviembre de 2023.

Por haber cumplido los dos tercios de la condena, “y habiéndose corroborado que ha cumplido de manera satisfactoria las condiciones de detención que le fueran impuestas”, el tribunal le concedió hace unos días la libertad condicional.

Sin embargo, Rodríguez continuará bajo arresto domiciliario. ¿Cómo es eso? El represor enfrenta otra causa por haber formado parte de una asociación ilícita que secuestró y torturó a militantes del Partido Comunista de Concepción del Uruguay.

La causa ha sido remitida al Tribunal Oral Federal de Concepción del Uruguay, que todavía no ha fijado fecha para un juicio que hace unos meses perdió a otro imputado, el ex militar José Luis Palacios, fallecido hace unos meses.

En la causa también está imputado el ex gendarme Roberto Oscar Caserotto, que pretendió evadir el proceso penal invocando problemas de salud, pero fue citado a prestar declaración indagatoria luego de que peritos de la Corte Suprema determinaran que podía hacerlo. Del mismo modo, será sometido a estudios médicos Néstor Alfredo Gómez del Junco, otro ex gendarme, que aduce la imposibilidad de afrontar un juicio por razones de salud.

Una noche en Banco Pelay

En el caso de Rodríguez está acusado por la detención ilegal y torturas sufridas por dos militantes comunistas cuando se encontraban acampando en Banco Pelay, un camping ubicado a orillas del río Uruguay, el 12 de enero de 1978.

Según relataron ante la justicia, ambos estaban con otro compañero y el hijo de uno de ellos cuando aparecieron cuatro personas, entre los que reconocieron al Moscardón Verde y a Pedro Rivarola –otro policía federal–, y se los llevaron violentamente, les vendaron los ojos y los trasladaron hasta una casa operativa que presumen estaba cerca del Arroyo Colman.

En ese lugar estuvieron esa noche atados con alambres alrededor del cuello, los golpearon con un palo y con manoplas de hierro y les aplicaron picana eléctrica en distintas partes del cuerpo. El interrogador, dicen, “tenía una voz suave y pausada”, pero no pudieron reconocerlo. A quien sí reconocieron como uno de los torturadores es a Gómez del Junco y uno de ellos también mencionó la presencia de alguien que podría ser un médico monitoreando las sesiones de tortura.

Luego de dos horas, el grupo de tareas volvió a trasladarlos hasta el puente de hierro, en la entrada de Banco Pelay, donde los dejaron vendados, boca abajo y les recomendaron que no se levantaran hasta después de media hora.

 

(*) De la Redacción de Página Judicial

 

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Elisa Carrió en Concepción del Uruguay: “Urribarri es narcotráfico”

Acusó al ex Gobernador por tener “impunidad”. También sobre Varisco defendió su postura "Cambiemos se …