BNA
Inicio » La Ciudad » Decide el Gobierno que la protesta no existe
LA INSÓLITA PREMURA PARA BORRAR LAS PINTADAS DOCENTES

Decide el Gobierno que la protesta no existe

En su célebre "Memoria del Fuego", Eduardo Galeano recuerda diferentes casos de gobiernos que pretenden modificar la realidad por decreto. En distintas latitudes, en distintas épocas, pero con un rasgo común, los mandamases creen poder decidir que, por su arbitrio, la verdad puede ser modificada, eliminada o maquillada según el caso.

En Concepción del Uruguay, este viernes, se vivió una situación de ese tipo, digna de parafrasear el título de Galeano.

Los docentes de Agmer, que ese mismo día viajaban a Paraná a participar de la movilización por sus reclamos, dejaron un "presente" para el gobernador Gustavo Bordet, que ese mismo día llegaba a La Histórica a participar de diferentes actividades: unas pintadas en la zona por la que andaría el mandatario, para hacer constar el reclamo.

En un comunicado, el gremio docente explicó: “No pasa inadvertida para nosotros la presencia de uno de los principales responsables de la inactividad escolar. Por el contrario, hoy las calles de Concepción del Uruguay amanecen con pintadas realizadas por integrantes de la Seccional Uruguay de AGMER que reflejan el malestar de la docencia entrerriana ante el aumento del 6% para marzo y los aprietes que se realizan a los trabajadores docentes”.

Como lo aclara en su muro de facebook Valeria Gómez, docente y militante gremial, "las pintadas eran con cal, es decir que se lavan en la segunda lluvia". Por eso hubo sorpresa por parte de muchos uruguayenses cuando apenas empezado el día, se pudo ver a cuadrillas municipales blanqueando las pintadas. Más rápidos que en otros casos que lo ameritan sin duda mucho más, la gestión se ocupó de eliminar los rastros de la protesta docente.

Con bronca, la misma docente dice: "Las pintadas se pueden tapar, lo que no se puede tapar es la funcionalidad a la derecha macrista/ bordetista. No importa las veces que tapen una pintada, porque la lucha no se puede tapar con nada". Y agrega con ironía: "Eso sí, me encantaría que mande con la misma celeridad una cuadrilla para tapar el bache que dejaron hace más de una año arreglando un caño. Porque al asfalto lo pagamos los frentistas, y además tengo los impuestos municipales al día".

Las imágenes muestran los distintos sucesos. Y sirven para recordar que aunque el Gobierno lo quiera borrar por decreto, no hay manera de simular que la protesta docente no existe.

 

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Un grito de justicia para que no se deje de oír

El 12 de junio de 1999 se encontró el cuerpo de Flavia Schiavo. Tenía 21 …