Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » Cultura » Diego Martínez presentó su nuevo cuento “Huir”

Diego Martínez presentó su nuevo cuento “Huir”

Desde España, el guionista y dramaturgo oriundo de San José lanzó su nuevo material en formato de libro electrónico. Se puede comprar online y descargar un adelanto de forma gratuita.

Por MARIO BOTTARLINI de EL MIÉRCOLES DIGITAL

Un reportero gráfico profesional vuelve a su pueblo luego de 15 años para un festejo familiar, pero un extraño y horrendo pez está causando estragos de los que solo él es testigo. Mientras tanto, se reencuentra con un pasado que le reprocha el haberse ido en el peor momento de su familia. Esa es la premisa de “Huir”, cuento ambientado en un pueblo de Entre Ríos, a orillas del río Uruguay, y escrito por el dramaturgo y guionista -hoy viviendo en España- Diego Martínez. “Nunca tuve miedo a la hoja en blanco. Tampoco al bloqueo creativo, porque sé que es parte del proceso. Son otras cosas que me causan susto: la corrección y la reescritura permanente y, en consecuencia, el temor de jamás publicar”, relató Diego a El Miércoles Digital. Fue así que decidió publicarlo “para quitármelo de encima” (sic) y de paso anunciar su futuro libro de relatos largos “autoprovocándome motivaciones para terminar el proyecto literario”.

Del género

Si bien “Huir” se lee con aire de thriller y contiene algunas escenas de terror, Diego lo engloba en el realismo mágico -al igual que el resto de los relatos que formarán parte de su inminente libro- y se anima a hacer una definición del género: “Aunque moleste a algún maestro en la materia, me tomo el atrevimiento de hacer una definición muy básica de ‘realismo mágico’: Una cotidianeidad, o contexto reconocible en la vida real, alterados por un factor fantástico. Y doy un atrevimiento más, coloco a Stephen King en el mismo saco. Él narra la vida cotidiana de sus personajes en un contexto reconocible, o asemejable con el nuestro, en el que luego un acontecimiento fantástico, de índole terror en su caso, irrumpe ese ‘día a día’. El protagonista no es el monstruo, sino una persona común y corriente a quien le sucede algo fuera de nuestra realidad, en una ciudad o pueblo que podría ser el tuyo o el de cualquiera. Desde ahí, intento expresarme e indagar en la humanidad de mis personajes”.

Por suerte, vengo obteniendo buenos resultados. El feedback de los lectores suma motivación. “No podía dejar de leerlo” es uno de los mejores elogios que me suelen dar. Particularmente en “Huir” me interesó mantener el interés del lector al máximo nivel. Siempre adherí a que todo cuento tiene que ser “redondo”, como repitió muchas veces Julio Cortázar, pero también un flechazo preciso y certero. Lograrlo, es mi desafío.

Máster en escritura y narrativa creativa, autor de “Mandinga, el Diablo que vino de África” (obra ganadora del Festival Internacional de Nuevas Dramaturgias y reseñado en El Miércoles Digital) y “Las vicisitudes de Madame Renoir”, considerada la primera obra híbrida entre radioteatro y serie, para DEMOS Radio Visual (Vicente López, Buenos Aires) Diego presenta “Huir” como un regreso al género narrativo.

—Una vez dijiste que si bien el periodismo ha sido y seguirá siendo tu amante, tu verdadero amor es la ficción. ¿Qué se siente volver al primer amor?

Nunca dejé la ficción, lo llevo en mi ADN. Lo que pasa que poco a poco fui asumiendo la profesión del autor. Antes, por timidez y falta de seguridad, era muy poco lo que mostraba. Ahora, disfruto de que lean o vean (en el caso del teatro, por ejemplo) mis obras. Voy construyendo un hermoso vínculo autor/lector-espectador, que espero ver crecer.

—Con “Huir” volviste a escribir cuentos y, al menos desde detrás del teclado, también volviste a San José, a tu río Uruguay. ¿Cómo se sintió este regreso?

Qué hermosa pregunta. Vos sabés que lo que más extraño, a nivel geográfico, es Buenos Aires, donde viví intensos cuatro años. Se debe a que el río Uruguay vive en mí. Vaya a donde vaya, el litoral entrerriano seguirá conmigo. Y lo bueno de escribir, es tal como pasa al leer, la posibilidad de viajar o regresar a donde quieras.

—Al igual que en tu obra “Mandinga”, la actualidad forma parte de la narración. Desde el taxista escuchando las noticias en su radio hasta la profesión de Sebastián -el protagonista-, que se dedica al fotoperiodismo. ¿Se puede decir que ya forma parte de tu estilo narrativo?

No había reflexionado demasiado en eso, agradezco la pregunta. Creo que es el anclaje que encuentro para que el lector identifique el contexto. Es decir, para anclar la ficción en un mundo totalmente reconocible, aunque después sea barrido por elementos fantásticos. A veces, también son licencias que me doy para traer a la memoria determinadas situaciones de la realidad, como es el caso del golpe en Honduras. Información que dejo debajo de la mesa. Con respecto a la profesión del protagonista, no sabía el porqué de su trabajo, hasta que me di cuenta que alguien dedicado al fotoperiodismo puede tener esa curiosidad, que lo lleve a prestar más atención a un caso extraño que a su propia familia.

—Ya tenés un par de textos sin estrenar, guiones para cortometrajes. Mientras leía “Huir” no podía dejar de visualizarlo en imágenes, ya me había armado la serie en la cabeza. ¿Te gustaría o está en tus planes escribir ficción para televisión o plataformas digitales?

Mi formación en guión audiovisual me permite una mejor elaboración de las escenas, de la estructura, de los recursos temporales (como la elipsis o analepsis), del conflicto y de los objetivos dramáticos de los personajes. Además de una narración en imágenes. Antes de eso, mi escritura respondía a un capricho surrealista. Sin ir más lejos, la semilla de “Huir” surgió en una clase cuando estudiaba guión en el ISER, pero siempre fue pensado para literatura.

La tendencia actual es la adaptación de libros a la pantalla, o remakes, (la nueva versión de Drácula, Valeria, Mujercitas, Big Little Lies, Unorthodox, etc). Un argumento original para cine o serie tiene un extenso recorrido antes de verse realizado, y la mayoría no llega a destino. Pero claro que me gustaría. No por nada formo parte de la comisión audiovisual del consejo de cultura de la ciudad donde vivo, soy secretario general de la asociación de cine Última Toma y fui seleccionado para un laboratorio de proyectos de series en Alicante. De todos modos, retomé la literatura para no abandonarla jamás.

Literatura y pandemia

—En el fragmento del cuento que se puede leer como adelanto suceden cosas que al leerlas hoy, en épocas de pandemia, ya pueden considerarse de la antigua normalidad; viajar en avión de un continente a otro, tomarse un colectivo en Retiro, y ni hablemos de tomar mate con un conocido a quien no ves hace mucho tiempo. ¿Lo pensaste al momento de escribir?¿Creés que el oficio de escritor se verá afectado por esto, o que se viene una ola de literatura post pandemia?

No lo pensé. Para mí esas cosas todavía son las normales. Ya me pasó dos veces de salir a la calle y darme cuenta cinco minutos después que andaba sin barbijo. ¡Una vergüenza terrible! Por suerte, siempre tengo alguno en mi bolsillo. Ojo, soy el primero de los que están de acuerdo con las medidas para frenar la pandemia. Pero me rehuso a llamar “nueva normalidad” a los días de hoy. Llamemos a las cosas por su nombre. Estamos viviendo una anomalía, y desde ahí estamos actuando. Porque llamar “nueva normalidad” lleva a confusión, pensamos que podemos seguir yendo al bar como antes aunque nos echemos gel en las manos. Ojalá, pronto recuperemos la vida tal como era antes.

En relación al oficio del escritor, estar encerrado en su casa es lo habitual. Creo que los que trabajamos frente a una computadora somos lo que mejor cumplimos la cuarentena. Pero el oficio no se termina ahí. Se han cancelado presentaciones de libros, ferias, congresos, librerías, centros culturales y bibliotecas. Eso es lo que verdaderamente se extraña. Y de ahí que el formato “libro electrónico” tendrá un crecimiento, al igual que han crecido las exponencias a través de plataformas virtuales como zoom. Esa es la ola post pandemia que se viene. La convivencia de formatos online con lo tradicional. Porque nos dimos cuenta que cruzar fronteras está a un click de distancia.

Ficha técnica
Título: Huir
Género: Cuento - realismo mágico
Soporte digital (eBook)
Plataformas de venta: Amazon y Google Libros
Descarga de fragmento gratis: haciendo click en la imagen de arriba

Por último, el autor agradece a “Yamina Seija, que me acompaña con la corrección de estilo, a Alba García Pérez que es mi correctora ortográfica personal (los errores que no llegué a corregir, corren por mi cuenta), y a Mauricio Russo por la fotografía de la portada”.

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a este equipo de Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Periodismo feminista: generando nuevas formas de comunicar

En la Argentina en particular, hubo un momento que fue bisagra para la visibilización de …