BNA
Inicio » Ambiente » Alerta: el Proyecto “Rincón de Urquiza” consiguió una aprobación en Hidráulica de la Provincia

Alerta: el Proyecto “Rincón de Urquiza” consiguió una aprobación en Hidráulica de la Provincia

El controvertido proyecto que pretende instalar un country náutico en el humedal ubicado en el ejido uruguayense acaba de obtener una aprobación en la Dirección de Hidráulica de la Provincia. Desde el municipio relativizaron la resolución y aseguraron que la última palabra la tiene el Estado local: “Lo hidráulico es una parte ínfima en este tema”, explicaron.

A.S.

De la redacción de El Miércoles Digital

El proyecto de barrio privado que impulsa un empresario oriundo de Villaguay parece haber recibido un impulso importante con la obtención de la “No Objeción Hídrica” por parte de una dependencia provincial, resolución a la que accedió en exclusiva este sitio.

La noticia, que genera preocupación por el posible avance de una obra de infraestructura ubicada en el corazón de un humedal uruguayense, no había sido notificada a las autoridades municipales hasta el cierre de esta nota, tal como le confirmaron a este cronista desde la Dirección de Ambiente. No obstante, Francisco Savoy, ambientalista y flamante funcionario municipal, fue terminante: “Esa aprobación no cambia nada, es un aspecto más en un tema que es mucho más amplio, porque es socioambiental”, explicó.

Un barrio privado en un humedal. Una de las imágenes que difunden los impulsores del proyecto.

 

UN NEGOCIO INMOBILIARIO SOBRE UN HUMEDAL

El emprendimiento denominado “Rincón de Urquiza”, planificado para realizarse en un predio delimitado por la denominada “Boca falsa”, arroyo Molino y el camino a Banco Pelay (frente a los clubes náuticos) está comprendido en el ejido urbano de la ciudad de Concepción del Uruguay. Desde que se conoció la iniciativa, la preocupación movió a un grupo de uruguayenses a advertir públicamente que el lugar es un importante humedal ribereño, y que como tal tiene una amplia protección legal que impide que allí se hagan obras de infraestructura.

Enclavado en un sistema ecológico mayor, devenido del modelado de la naturaleza durante miles de años, que permite el equilibrio de la franja costera de Concepción del Uruguay, el lugar “es un pulmón de la ciudad porque es el espacio verde más extenso y cercano a la población de Concepción del Uruguay”. Además enfatizan en que es necesario frenar cualquier urbanización allí proyectada porque eso afectaría drásticamente las características físicas y químicas del agua.

Un antecedente importante en este sentido es el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en relación con el caso “Amarras”, en Gualeguaychú, donde tras largos años de luchas, la Justicia en sus máximos niveles dio la razón al reclamo de ilegalidad de ese megaemprendimiento inmobiliario ubicado en Pueblo General Belgrano (ver notas respectivas).

Segovia amenaza: "Recurriré a la justicia".

En el caso local, el barrio náutico es impulsado por un empresario de Villaguay, José Alberto Segovia Tonetti, quien pocas semanas atrás, en diálogo con el periodista Gustavo Baccon (La Colonia FM), se mostró confiado en que su proyecto empresarial se podrá concretar. Allí dijo, entre otras cosas, que antes de fin de año estaría terminado el estudio ambiental. También se diferenció del caso «Amarras»: «Ellos hicieron las cosas mal, el barrio no tenía permiso, no es nuestro caso», aseguró. Y explicó que modificaron el proyecto “para no tocar las áreas importantes. De 700 lotes bajó a 500 y ahora a 350 y la reserva se extendió a 20 hectáreas». y amenazó con que si el municipio no lo autoriza “recurriré a la justicia".

 

NO OBJECIÓN HÍDRICA”

Si bien desde esas declaraciones hasta hoy no había novedades, El Miércoles Digital pudo acceder a una nota de la Dirección de Hidráulica de la Provincia de Entre Rios, en la que se evidencia que el proyecto está en vigencia y sigue dando pasos hacia adelante, ahora con algún aval del Estado Provincial. En efecto, en la nota que reproducimos, fechada el 6 de diciembre, se le comunica a la empresa BISA en nombre del ingeniero Bruno Barbagelata, que “se otorga la No Objeción Hídrica” al Proyecto de Infraestructura del Barrio Náutico “Rincón de Urquiza”.

Firmada por el titular de la Dirección General de Hidráulica de Entre Ríos, ingeniero Cristian Gietz, la nota (que lleva el número 79/2019) informa también que después de haber “analizado la documentación técnica correspondiente al Proyecto” en cuestión, se concluyó que “no presenta objeciones técnicas y se considera que ha cumplido con los requisitos establecidos, considerándoselo en consecuencia como el Proyecto definitivo”.

De paso, es interesante señalar que la empresa BISA (sigla de Barbagelata Ingeniería S.A.) es la misma que produjo los estudios hidrológicos e hidráulicos para el proyecto Amarras en Gualeguaychú.

Facsimil de la nota donde se comunica la "no objeción hídrica". (Click para ampliar)

ESA APROBACIÓN NO CAMBIA NADA”

El Miércoles Digital se comunicó con el licenciado en Salud Ambiental Francisco Savoy –integrante de la Dirección de Salud Ambiental que dirige Pablo Guillaume quien aseguró que la Municipalidad no ha recibido información al respecto de parte de la Provincia.

No obstante, dio tranquilidad: “El aval que pueda dar la Dirección de Hidráulica es un aspecto más, fragmentario, en una cuestión que es mucho más amplia, porque es ambiental. Aquí no se trata de si esto haría que se inunde algún barrio de la ciudad o crezca la cota en el Yacht Club, por ejemplo, que serían aspectos pertinentes para Hidráulica; se trata de que el área donde se quiere emplazar el proyecto está protegida por la legislación vigente en el municipio. De manera que lo importante es hacer valer la ordenanza que reglamenta el Código de Ordenamiento Urbano (COU), y en ese sentido, la aprobación no cambia nada”.

Especialistas en el tema explicaron además a este cronista un tema central en el que es necesario avanzar: un inventario de humedales. Es decir, un registro oficial que establezca qué zonas son humedales y, por lo tanto, están protegidas legalmente.

Es que la Constitución provincial y las leyes actuales protegen tanto al sistema de islas como a los humedales, pero lo que falta establecer es cuáles son esos humedales. A estos efectos no tiene ninguna relevancia si se trata de propiedad privada o pública, porque la protección no está en discusión. Lo que falta es el instrumento legal que delimite las zonas que se consideran humedales.

La visión idílica que promete el country: el paraiso para pocos, el riesgo para muchos.

PROTECCIÓN CONSTITUCIONAL

Por otra parte, según el COU el predio se encuentra dentro de un Área de Reserva Natural, definida como “unidades ambientales que por sus características presentan un interés especial, como garantía del mantenimiento de las condiciones ambientales y como reaseguro de la sustentabilidad del asentamiento. Áreas inundables, arroyos, costas e islas del Uruguay dentro del ejido urbano”.

Finalmente, como se dijo antes, la Constitución Entrerriana establece desde 2008 en su artículo 85 que los sistemas de humedales “se declaran libres de construcción de obras de infraestructura a gran escala que puedan interrumpir o degradar la libertad de sus aguas y el desarrollo natural de sus ecosistemas asociados”. Todo esto evidencia que los reclamos vecinales, ambientales y de profesionales tienen una amplia cobertura. Solo hace falta que el Estado en sus distintos niveles asuma las acciones necesarias para garantizar que se cumpla con lo que la ley claramente establece.

Más información: La lucha uruguayense por los humedales

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Este lunes sigue la campaña de vacunación contra el Covid-19

Este lunes 6 de febrero continuará inmunización contra el Covid-19 en los centros de salud …