BNA
Inicio » La Región » Informe sobre la caída del poder adquisitivo del salario mínimo vital y móvil 2015-2019

Informe sobre la caída del poder adquisitivo del salario mínimo vital y móvil 2015-2019

Sin lugar a dudas que en un proceso económico crítico como el que atravesamos, en donde un término como depreflación (depresión económica + inflación), casi un neologismo económico, desoído hasta finales del año 2018, nos hizo conscientes que después de la estanflación (estancamiento + inflación), existía otro escalón para descender al subsuelo edificado por el liberalismo prebendario vernáculo.

 

(*) Por LUIS FERNÁNDEZ

 

Nota vinculada: POBREZA MAGISTRAL

En este contexto socio económico, la usura financiera otrora condenada socialmente como una de las formas extremas del egoísmo, se enseñorea en un circuito mediático que transmite cotidianamente con dramatismo deportivo, la evolución de sus tasas de interés, la exteriorización de divisas prestadas y el horóscopo de calamidades económicas de la semana.

En ese cuadro de montos dinerarios inauditos y tasas siderales, distantes del común de las personas, de lo único que ineludiblemente se participa es de las consecuencias negativas que generan. Y estas, son reconocibles cuando se analiza la evolución del poder adquisitivo del salario o de la distribución del  ingreso en los hogares, por ejemplo.

"El salario oficial de referencia que estipula los mínimos ingresos para el sustento de un trabajador, apenas alcanzaría en mayo para comprar los alimentos de su familia".

Para comprender que significa esto, en un ejercicio analítico, tomemos como referencia el SMVM (Salario Mínimo Vital y Móvil) del mes de mayo en el período comprendido entre los años 2015 – 2019 y comparémoslo con los valores de la CBT (Canasta Básica Total) y la CBA (Canasta Básica Alimentaria) en ese lapso. En esta práctica podremos reconocer y evaluar lo ocurrido.

El siguiente cuadro aporta los montos de las variables elegidas; sus datos excepto la estimación del mes de mayo de 2019, son los publicados por el INDEC, por el Consejo Nacional del Empleo, la Productividad y el Salario Mínimo, FIEL y Resolución 01/2019 PEN.

SMVM_20152019_Cuadro 1 (2)

              FUENTE: INDEC 2016/2018 – RESOLUCIONES CNEPYSM– FIEL 2015– ESTIMACIÓN PROPIA

En principio recordemos que el Salario Mínimo Vital y Móvil es una garantía constitucional enunciada en el artículo 14 bis. En tanto que la definición de la Ley de Contrato de Trabajo dice que el SMVM; “es la menor remuneración que debe percibir un trabajador sin carga de familia por su jornada legal de labor, el deberá  asegurar alimentación adecuada, vivienda digna, educación, vestuario, asistencia sanitaria, transporte y esparcimiento, vacaciones y previsión”.

Por cierto, un concepto que dista sensiblemente de concretarse  en la realidad y que incluso progresivamente involuciona, esto se puede apreciar más claramente en el siguiente gráfico:

SMVM_20152019_Gráfico (2)

   FUENTE: INDEC 2016/2018 – RESOLUCIONES CNEPYSM– FIEL 2015– ESTIMACIÓN PROPIA

El gráfico refleja en sus líneas que el SMVM entre 2015 y 2019, pasó de significar el 63 % de la CBT en 2015, a un 42% en 2019. Es decir que el Salario Mínimo Vital y Móvil ha ido perdiendo poder adquisitivo de tal manera que de comprar más de la mitad de la CBT en 2015, llegará al mes de mayo de 2019 apenas a bordear la Línea de Indigencia que marca la Canasta Básica Alimentaria. El siguiente cuadro expresa la evolución de la relación proporcional entre el SMVM y las CBT – CBA.

SMVM_20182019_Cuadro 2 (2)

   FUENTE: INDEC 2016/2018 – RESOLUCIONES CNEPYSM– FIEL 2015– ESTIMACIÓN PROPIA

Establecidas las comparaciones y analizando la evolución del poder adquisitivo del SMVM, se puede decir que:

  • El salario oficial de referencia que estipula los mínimos ingresos para el sustento de un trabajador, apenas alcanzaría en mayo para comprar los alimentos de su familia, prescindiendo de cubrir totalmente otras necesidades elementales para la subsistencia diaria.
  • Se puede decir que una Familia Tipo 2 (padre, madre, niño de 5 años y niña 8 años), aún cuando trabajen los dos padres y perciban cada uno 1 SMVM; sumando ambos ingresos que alcanzarían a $ 25.000,00, solo podrían cubrir el 82 % del costo de la CBT. Además es importante poner de relevancia que la CBT no contempla los costos de alquileres o inversiones en la construcción de una vivienda familiar.
  • Respecto de un trabajador sin cargas familiares (sin esposa e hijos), se puede decir que los  $ 12.500,00 fijados para mayo del SMVM; le alcanza para comprar 1,32  Canastas Básicas Alimentarias y respecto de la Canasta Básica Total apenas le alcanzaría para adquirir el 53% de esta.
  • Analizando la relación entre el SMVM y la CBT de mayo de 2015, por entonces con aquel se podía adquirir un 63 % de la CBT. Al respecto se puede calcular que para adquirir el 63 % de la CBT que en mayo de 2019, cuyo costo se ubicaría en $ 30.220,74; el SMVM tendría que fijarse en $ 19181,10. Es decir el Salario Mínimo Vital y Móvil tendría que aumentarse en mayo de este año un 53,45% por encima de los $ 12.500,00 para recuperar el poder adquisitivo perdido.

Esta ha sido la evolución del poder adquisitivo del SMVM, un sueldo  testigo legal que teóricamente marca los umbrales de la dignidad de un trabajador en la República Argentina, el cual a pesar de representar una garantía constitucional su significación en muchos tramos de la historia ha sido menoscabada.

"Pero lo más preocupante para un trabajador, es saber que ante la pregunta realizada al Presidente de la Nación sobre ¿qué haría en caso de ser reelegido? Respondió; 'si ganamos iremos en la misma dirección, pero lo más rápido posible'. Una certeza que augura la redistribución de más pobreza y más indigencia".

En algún momento no era actualizado periódicamente para reflejar los ritmos inflacionarios, en otras etapas como la actual, a pesar de haberse creado el Consejo Nacional del Empleo, la Productividad y el Salario Mínimo Vital y Móvil, institución en la que a pesar de estar representadas las partes intervinientes en la relación laboral y el estado nacional, la unilaterlidad de las decisiones del Poder Ejecutivo Nacional ha deparado una actualización inconsistente con el nivel de la inflación anual.

Pero lo más preocupante para un trabajador, es saber que ante la pregunta realizada al Presidente de la Nación sobre ¿qué haría en caso de ser reelegido? Respondió; “si ganamos iremos en la misma dirección, pero lo más rápido posible”. Una certeza que augura la redistribución de más pobreza y más indigencia.

 

(*) Docente. Candidato a intendente de Concepción del Uruguay

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Fallan a favor del gobierno de Chubut y ordenan suspender el recorte de fondos

El magistrado Hugo Ricardo Sastre de Rawson hizo lugar a una medida promovida por el …