BNA
Inicio » La Ciudad » Se cumplieron aniversarios de desapariciones de dos uruguayenses

Se cumplieron aniversarios de desapariciones de dos uruguayenses

En febrero se cumplieron nuevos aniversarios de las desapariciones de los uruguayenses Miguel Alejandro Domínguez y Edgardo Roberto Garnier, por acción del Terrorismo de Estado. Así lo recuerda la Dirección de Derechos Humanos.

En el caso de Domínguez, en la madrugada del 3 de febrero de 1978, el director de la cárcel donde se encontraba simuló haberlo liberado junto a otros dos presos. Desde entonces no se supo más de él.

Había nacido el 11 de marzo de 1949 en Concepción del Uruguay. Estudiaba Ciencias Económicas en la Universidad Nacional de La Plata, militaba en Montoneros y participaba del Centro de Estudiantes.

Fue detenido en Córdoba el 3 de febrero de 1975, en virtud de las denominadas “leyes antisubversivas”. En julio se lo trasladó a la Unidad Penal Bonaerense N° 2 de Sierra Chica (Olavarría), y luego a la Unidad Penal N° 9 de La Plata.

En diciembre de 1976 se había dictado su sobreseimiento pero seguía preso, hasta que se produjo la simulación de liberación, seguida por su desaparición hasta la actualidad. Por su caso fueron condenados responsables de la causa denominada “Unidad 9”, con sentencia en 2010 ante el Tribunal Oral Federal N° 1 de La Plata. Legajo CONADEP: 4666.

Edgardo Garnier

Continúa desaparecido desde el 8 de febrero de 1977. Nació en nuestra ciudad el 7 de agosto de 1955, estudió en la Escuela N° 1 “Nicolás Avellaneda” y en el Colegio del Uruguay, donde se graduó. A principios de 1973 se fue a estudiar Ingeniería en Telecomunicaciones en La Plata. En la Facultad militó en el Frente de Agrupaciones Eva Perón y en la Juventud Peronista.

Se casó con su compañera de estudios y de organización, Violeta Ortolani; ambos se sumaron a Montoneros y colaboraban en el comedor de una villa. En diciembre de 1976, Violeta fue secuestrada, estando embarazada de 8 meses. Edgardo la buscó al enterarse de que había dado a luz en cautiverio y siguió buscándola hasta su desaparición. No fue visto en ningún Centro Clandestino de Detención y Tortura. Su hija, Adriana Garnier Ortolani, recuperó su identidad a fines de 2017.

 

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Municipalidad y CGE desarrollarán acciones conjuntas

La presidenta del Consejo General de Educación, Alicia Fregonese, visitó este viernes 19 de abril …