Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » La Ciudad » Tentando a la suerte: ¿cuántas camas de terapia intensiva hay en la zona?
“HAY RIESGO DE QUE EL SISTEMA COLAPSE”, ADVIRTIÓ BORDET

Tentando a la suerte: ¿cuántas camas de terapia intensiva hay en la zona?

Se vive una explosión de contagios de covid en Entre Ríos. En ese panorama previsible, el gobierno provincial parece tentar a la suerte: en cinco meses, no aumentó el número de camas de terapia intensiva en el Hospital Urquiza, a pesar de que en 2009 y 2019 ya se había visto desbordado. Los recursos en terapia intensiva son los mismos que antes de la pandemia y el sistema sanitario queda librado al azar ante el colapso tan temido y a punto de concretarse en otras ciudades.

 

Por MARTÍN BARRAL, de la Redacción de EL MIÉRCOLES DIGITAL

Nota relacionada: Ante un brote masivo de Covid-19, “no habrá sistema de salud que lo soporte”, advirtió Lombardi

 

Este lunes, el gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, ante el panorama que muestran –sobre todo- Paraná y Gualeguaychú, anunció que “estamos asistiendo al pico de la pandemia”. Por eso, alertó: “Hay riesgo de que el sistema colapse”. Es que Paraná tiene el 80 por ciento de sus terapias intensivas ocupadas.

Eso mismo alertó hace dos semanas el director del hospital Justo José de Urquiza, Pablo Lombardi, en diálogo con "La Víspera", el programa radial de la cooperativa El Miércoles: ante un brote masivo de Covid-19, “no habrá sistema de salud que lo soporte”.

 

CON LA MONEDA EN EL AIRE

En aquella misma entrevista con el equipo de El Miércoles, el facultativo aseguró que no podía dar una “explicación lógica” a la diferencia de cantidad de casos positivos entre Gualeguaychú y Concepción del Uruguay, dos localidades casi iguales en sus características y que “trabajamos parecido”. “Por qué nos ha ido mejor que a otras ciudades, no lo sé. Creo que hay una cuestión de suerte, también”, aclaró.

Lo mismo expresó este lunes Martín Roberto Piaggio, titular del hospital Centenario, en LT11. Al ser consultado acerca de los motivos de los distintos números en dos localidades “tan parecidas”, sus dichos fueron similares a los de su par local: que no puede “explicar el porqué de la diferencia con Uruguay”, y también atribuyó a “la suerte” las situaciones que viven.

“Nunca hemos estado desbordados”, aclaró Piaggio en la radio pública, aunque en el departamento Gualeguaychú están viendo esa saturación de cerca. Allí, el nosocomio gualeguaychuense -que tiene un funcionamiento y competencia similares al dirigido por Lombardi- y las clínicas privadas tenían una estructura menor al sistema uruguayense.

Seguramente por eso trabajaron para aumentar sus posibilidades de lucha contra este coronavirus: durante este tiempo lograron llegar a una capacidad similar a la del sistema conjunto (público y privado) que posee Concepción del Uruguay. La diferencia, ahora, ha quedado a la cantidad de casos positivos: la Ciudad de los Poetas cuenta con 652 contabilizados al 1° de septiembre.

 

(CASI) SIN NOVEDAD

A pesar de las previsiones que desde hace ya varios meses se vienen haciendo y de las realidades cercanas, el gobierno provincial aún no trabajó para magnificar las estructuras sanitarias de manera de evitar ese desborde en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) del centro asistencial de La Histórica. Pero lo peor es que la falta de inversión en la infraestructura data de más de una década, como lo reconoció el propio Lombardi al recordar lo sucedido hace 11 años.

“Tenemos una UTI chica en cuanto a números de camas. Son seis (...) Eventualmente, como ocurrió con la epidemia de la gripe A en el 2009, la Unidad Coronaria quedaría como una Terapia Intensiva N° 2. Es decir, sumaríamos siete camas a las seis que tenemos en la UTI y podrían usarse dos más que estamos utilizando para pacientes oncológicos. Entonces, tendríamos 15 camas armadas para poder brindar a pacientes críticos la atención necesaria con el instrumental y el personal adecuado para el manejo”, detalló Lombardi en ‘La Víspera’.

Esa misma noche, contó que, a esta altura del año, en 2019, “cuando ni se hablaba del coronavirus”, la provincia “tuvo un pico de internaciones, sobre todo en las UTI, que fue crítico”. “Llegamos a estar en un momento en que no había capacidad para contar con un respirador para un paciente que lo necesitaba”, agregó.

A pesar de esas experiencias, “sigue todo igual”. “Agregaron un par más de respiradores, nada más, y acondicionaron la ex Maternidad Concepción para casos leves a moderados”, le confió un médico del Urquiza a El Miércoles Digital. Un colega suyo coincidió con el primero, y aseguró: “La capacidad técnica y de recursos humanos es la misma que antes del covid”. “No se capacitó sobre esta patología al personal para mejorar el trabajo”, lamentó.

Diez días atrás, el intendente Martín Oliva (ex director del centro asistencial local), anunció que la Comuna había tomado posesión del ex Mercado Municipal (...) Sin embargo, en el lugar no hay ni siquiera un baño en condiciones de ser ocupado o los caños que transportan el agua potable sanos y limpios. Además, queda en medio del movimiento comercial, bancario y educativo de la ciudad, es un lugar abierto y de estructuras antiguas.

“Sí, podríamos destinar camas de la Unidad Coronaria para sumarlas a las de la UTI para atender pacientes con covid, pero ahí, precisamente, es donde está el colapso del sistema: tenés que tener aislados los afectados por el covid y tenés que dejar de atender las patologías habituales y los pacientes cardíacos”, puntualizó ese mismo profesional a este cronista, sobre los dichos de Lombardi.

Por eso, aclaró también que, para no dejar sin el servicio de salud al resto de los pacientes, en realidad es la mitad de los recursos enumerados los que podría usarse. “Es que, si debés abandonar a unos o darle una prestación menor a la indicada por atender a otros, es porque el sistema se desbordó”, graficó.

El propio Lombardi, sin querer, reconocía que esa disponibilidad era la misma que en abril, cuando en aquella fecha hizo la misma descripción en LT11: “En caso de un pico de coronavirus el sistema público de Concepción del Uruguay podría albergar en el mejor de los casos a 15 casos graves del virus”, dijo.

Esto quiere decir que para no “abandonar o darle una prestación menor” a quienes habitualmente deben ir a la UTI, la cuenta que debe sacarse es con la mitad de los recursos, en realidad.

“Lo que nosotros hicimos es tratar de mejorar la infraestructura: llegaron respiradores nuevos, monitores, instrumentos que permiten brindar una mejor atención a pacientes en esas camas. Mejoramos la Unidad Coronaria... Potencialmente podemos, en otros lugares del hospital, crecer en ese sentido, en generar más unidades ventilatorias que sirvan para atender pacientes críticos, pero ya no sería lo ideal y lo mejor en cuanto a las características y funcionamiento, porque sería ir avanzando sobre lugares que, habitualmente, ocupan otros tipos de pacientes que también son necesarios”, aclaró el director del nosocomio en ‘La Víspera’.

 

¿LA REALIDAD YA LLEGÓ?

“Si la tasa de contagio es alta, nos va a generar problemas y vamos a tener que ir pensando en nuevas alternativas para poder dar respuestas”, expresó Lombardi a El Miércoles en la radio. Esas alternativas no podrían ser derivaciones a hospitales de la provincia, muchos de los cuales se encuentran en una peor realidad que el Urquiza.

Incluso sucede esto con los otros nosocomios que integran la Región III (según fue dividida la salud en la provincia), que encabeza el Hospital Urquiza y se complementa con sus similares San Benjamín, de Colón; Sagrado Corazón de Jesús, de Basavilbaso; y San Roque, de Rosario del Tala. Colón alcanza un conteo de 54 casos, es el de peor situación de esta región.

En el caso colonense, el total de camas es de seis de UTI del San Benjamín se le agregan otras ocho en los sanatorios privados Río Uruguay y SMQ, debiendo usar sólo la mitad de los recursos o dejando de atender a “pacientes no-covid”. En Concepción del Uruguay, en tanto, la disponibilidad de camas de UTI es un tanto mejor, pero el Estado no la ha mejorado ni con la pandemia golpeando la puerta. Incluso, las obras que está en ejecución, es la extensión de las redes de gases medicinales para lograr un total de 70 camas con oxígeno, pero en salas polivalentes y de Kinesiología.

A pesar de las previsiones que desde hace ya varios meses se vienen haciendo y de las realidades cercanas, el gobierno provincial aún no trabajó para magnificar las estructuras sanitarias de manera de evitar ese desborde en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) del centro asistencial de La Histórica.

Si se tienen en cuenta las estadísticas que ya se conocen del Covid 19, se sabe que el cinco por ciento de los enfermos requerirá terapia intensiva por su gravedad. Si consideramos que al menos la mitad de la UTI debe reservarse para otras patologías, tenemos que con 60 casos activos podría saturarse ese servicio del Hospital Urquiza (comprometiendo tres de las seis camas y sin tocar la Unidad Coronaria).

Siguiendo ese precepto que supone la utilización de la mitad de todas las UTIs de la ciudad, el sistema mixto (público-privado) completo estaría a tope con 260 casos activos: ocupando las tres del nosocomio público, seis de la Cooperativa Médica y cuatro de la Clínica Uruguay (había un total de seis, “agregaron dos por la pandemia”, le comentó a este cronista un cirujano de esa institución). Por su parte, en el departamento también el Sagrado Corazón de Jesús tiene una UTI, que cuenta con un total de tres camas. En cuanto a respiradores, la mayoría de las camas de UTI están “ventiladas” en el departamento (hay 27 respiradores artificiales en conjunto).

“Actualmente está internado un paciente que hay que tenerlo apartado, porque el covid es sumamente contagioso. No se toman mayores previsiones tampoco con el personal, no se lo capacitó para mejorar los recursos humanos disponibles, formando un grupo especial para que atienda a los afectados por este virus... Esto no es menor, porque ya ha habido personal que se ha contagiado”, se quejó otro profesional que presta servicios en el centro asistencial ante la consulta de El Miércoles.

 

LEVES

En La Histórica se trabajó sobre instalaciones para cuando fueran necesarias internaciones de infectados leves, más allá de la capacidad propia de 20 camas destinadas al coronavirus en el Hospital.

Así fueron acondicionadas 30 en la ex Maternidad Concepción y 20 camas en el Centro de Educación Física (CEF) N°3 (con otras 20 que podrían prepararse).

El orden de traslado de pacientes a esos lugares sería de acuerdo a la levedad de su enfermedad, ya que estarían sin atención medica intensa o compleja (los que menos asistencia necesitarían irían al CEF). En tanto, los enfermos con síntomas moderados a graves quedarán en el Urquiza o en los dos sanatorios privados de la ciudad. Los casos positivos y que han mostrado síntomas muy leves de la enfermedad, que es la gran mayoría, se recuperan en sus domicilios.

En el medio, diez días atrás, el intendente Martín Oliva (ex director del centro asistencial local), anunció que la Comuna había tomado posesión del ex Mercado Municipal, tras una larga disputa con los artesanos que aún continuaban trabajando allí. Explicó que allí se instalarían camas para atender pacientes leves de coronavirus.

Sin embargo, en el lugar no hay ni siquiera un baño en condiciones de ser ocupado o los caños que transportan el agua potable sanos y limpios. Además, queda en medio del movimiento comercial, bancario y educativo de la ciudad, es un lugar abierto y de estructuras antiguas. ¿Cuándo empezarían las obras necesarias para adaptar el Mercado a ese objetivo? ¿Cuánto tardarían? ¿Cuánto habría que invertir en ese edificio para ponerlo en condiciones?

 

HASTA LA CABEZA

Este martes, luego de anunciar el lunes que el sistema está a punto de explotar en Paraná y Gualeguaychú, el gobernador Gustavo Bordet ha informado que es otro de los casos positivos que se agrega a la última sumatoria de 3547 en toda la provincia y con el 80 por ciento de las camas de UTI de todo el sistema conjunto de la capital entrerriana ocupadas.

“Estamos en lo más alto de la pandemia”, advirtió el lunes y, con la saturación del sistema en ciernes, dijo –sin embargo- que se esperaban siete mil casos para el 13 de septiembre, ya que “la tasa de duplicación del virus se viene dando cada 13 días”. Esa fecha es cuando finaliza el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO) decretado en el último DNU del gobierno nacional.

En los últimos cinco meses –y mientras en la provincia de Buenos Aires se duplicaron las camas de UTI (pasaron de casi 500 pasaron a casi mil) (ver aquí)- el gobierno entrerriano no sumó ni una cama más al hospital Urquiza, por desidia, desinterés o por falta de gestión de las autoridades locales. El nosocomio es el más equipado y de mayor complejidad de la Región III, que contiene una población de 200 mil habitantes.

Ante este panorama, el sistema sanitario de Concepción del Uruguay se apresta a enfrentar una suba exponencial de los infectados, de los que nadie puede determinar la cantidad a la que llegarán, y debiendo apostar a la suerte el no desbordarse.

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a este equipo de Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Ana María Díaz: "Las clases no empiezan el lunes, el COES tiene la última palabra"

Las clases presenciales no empiezan el lunes, confirmó a El Miércoles Digital, la directora departamental …