BNA
Inicio » Deportes » Un repaso a la década perdida de un fútbol que llegó muy lejos

Un repaso a la década perdida de un fútbol que llegó muy lejos

Desde el descenso de Gimnasia de la B Nacional, el fútbol uruguayense incrementó su retroceso. Tres años más tarde Atlético Uruguay perdió la categoría en el Argentino B; ninguno de los dos supo reponerse al impacto. En el Torneo del Interior las campañas fueron regulares o pobres.

Mauricio

(*) Por MAURICIO GALARZA

 

Se fue el 2014 y con él la sensación de que el fútbol uruguayense sigue en estado de coma después de diez años, por tomar el tiempo más próximo en cuanto a sensacionalismo futbolero ya que en junio de 2004 fue la última vez que Gimnasia y Esgrima se codeó con el fútbol grande de la Argentina cuando militaba en la B Nacional y también ese año, el de su Centenario, Atlético Uruguay tenía una de sus chances más claras de lograr un ascenso en momentos en que jugaba en el Argentino B.

 

Desde ahí y hasta acá fueron más tristezas que alegrías las que cosechó nuestro fútbol a nivel de equipos. Atrás quedó aquél 2002 en que Gimnasia y Esgrima estuvo a 45 minutos de tocar el cielo con las manos –de ascender a Primera A con el equipo de Jorge Vendakis- y mucho más lejos todavía la hazaña de Atlético Uruguay de haberse codeado con River Plate y Huracán, entre otros, en el viejo Nacional de AFA en el ‘84.

 

Todo es mirar para atrás si de nuestro fútbol se trata. El presente, de no ser por lo de Gimnasia hace poco más de un año cuando llegó a los Cuartos de Final de la Copa Argentina (agosto de 2013), tiene muy poco para rescatar. El futuro todavía no se anima a despuntar positivo, aunque algún paso se haya dado para sembrar esperanzas.

 

El 2014 será recordado por el mamarracho de la AFA de distribuir ascensos en masa sin tener en cuenta cuál pueda ser la suerte de los equipos a partir de este año y una vez que vayan concluyendo los certámenes que se vendrán. Gimnasia no pudo subirse a ese tren del ascenso; en cambio, sí lo hicieron Juventud Unida de Gualeguaychú y Atlético Paraná. Mérito de ellos. En el Federal B, Deportivo Achirense y DEPRO aspiran todavía a pegar el salto.

 

Lamentablemente hay una postura instalada de que con plata todo se consigue, incluso los ascensos. Craso error. Los ascensos de los equipos antes mencionados no se sustentaron tanto en lo económico –más allá que el presidente de Atlético Paraná sea el Vicegobernador de la provincia- sino más bien en las estructuras que armaron hace varios años y que lentamente les dieron sus frutos.

 

Más asociado a la plata puede ser el caso de Patronato, pero que igual estuvo muchos años penando en categorías inferiores y ahora está en la B Nacional. Militó en el Argentino B y ascendió, jugó el Argentino A y también logró el mismo objetivo. Fue rival de Atlético y luego de Gimnasia, en sendas categorías, pero los equipos uruguayenses o retrocedieron (el Decano) o no pudieron avanzar (el Lobo).

 

Compararse con los demás es triste, más aún si pone el ojo en el tema económico. Eso ya es mezquino. La plata ayuda, pero no lo es todo.

 

Gimnasia ha traído, en los diferentes planteles, jugadores que no rindieron, algunos lesionados que jugaron uno o dos partidos, y hasta ninguno; u otros que vinieron a recuperarse de alguna vieja lesión. Los casos son varios, pero de nada sirve enumerarlos.

 

Esta ciudad también tuvo un Vicegobernador y no hubo ascensos, así que tampoco es una cuestión política. Hay que formar estructuras sólidas, desde abajo hacia arriba, profesionalizar técnicos y preparadores físicos, concientizarse de lo que es el fútbol profesional; empaparse, posicionarse en la AFA, generar recursos y gastarlos bien. Dicho todo junto parece casi imposible, pero si se suman esfuerzos y se restan protagonismos se puede lograr.

 

Gimnasia pintó lindo con la era Víctor Zwenger pero estaba claro que ni deportiva ni institucionalmente el club estaba para dar un salto de categoría. Es de esperar, siga Zwenger o no, que lo que se había comenzado a hacer se pueda sostener y profundizar. Parece difícil con un plantel reclamando dos meses de sueldo pero será cuestión de golpear puertas, tener la mente fría, trabajar con seriedad y pensar en que se puede.

 

Atlético, que naufragó en mayo de 2007, logró flotar en el Torneo del Interior pero nunca llegó a tierra; no pasó de los Cuartos de Final, aún cuando alguno de sus equipos ilusionó con llegar a destino (2009 y 2010). Los más nóveles, Rivadavia y Almagro, a duras penas superaron en alguna oportunidad la Fase de Grupos, y cuando pintaron para algo mejor tampoco pasaron de Cuartos de Final y ya con el Torneo modificado en su forma de disputa y donde llegar a pelear por el ascenso era más sencillo.

 

Ahora el Decano trajo doce refuerzos y sueña con volver a ser protagonista. Dios quiera y se dé porque esta ciudad se merece estar futbolísticamente más arriba de donde está. A María Auxiliadora, nuestro otro representante, no se le puede exigir que realice una gran campaña y que llegue a las instancias finales en su primera incursión. Más bien hay que apoyar a la institución, ponderar su valentía de participar y esperar que las cosas le salgan lo mejor posible.

 

No hay que encerrarse en la idea de que con plata todo se logra. El dinero ayuda y mucho, pero no lo es todo. Cuando esto se entienda más o menos así y se planteen los objetivos seriamente, cuando los planteles se armen con la plata que hay y no con la se sueña conseguir, y cuando se trabaje cabalmente desde abajo y hacia arriba, ahí podremos volver a soñar con ser protagonistas. Cuánto tiempo más pasará, quién sabe. Ojalá que sea pronto.

 

(*) Director y editor del sitio “La Histórica deportes”

Aporte estadístico: Sergio Pilepich

 

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Empezó el nocturno de vóley en Rivadavia

El Torneo Nocturno de voleibol que organiza el Club Rivadavia tuvo su jornada inicial en …