BNA
Inicio » Novedades » Una lagrimita por Pino Solanas

Una lagrimita por Pino Solanas

Falleció este viernes 6 de noviembre "Pino" Solanas, cineasta y militante político de enorme trascendencia en la Argentina reciente. En los últimos años su producción cinematográfica estuvo dedicada fuertemente a las cuestiones ambientales, con documentales como "La guerra del fracking" (2013) y "Viaje a los pueblos fumigados" (2018), en donde documentó la situación de comunidades entrerrianas ante las consecuencias del modelo agroindustrial.

 

Por A.S. de EL MIÉRCOLES DIGITAL

Fernando Ezequiel Solanas fue un director de cine y político argentino. Entre sus obras cinematográficas se destacan "La hora de los hornos" (1968, codirigida con Octavio Getino) y "El exilio de Gardel (Tangos)" (1985).​ Como dirigente político fue un referente del movimiento Proyecto Sur y fue elegido diputado nacional en 2009 y senador nacional en 2013, siempre por la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El gobierno de Alberto Fernández lo nombró fue embajador de Argentina ante la Unesco, y fue en París donde falleció. (Ver: Biografía...)

Cada uno sabrá qué balance hace de cada persona, con la enorme complejidad que eso tiene. En el caso de Fernando Ezequiel "Pino" Solanas, yo quiero despedir a alguien cuyas películas (ficcionales o documentales) considero fundamentales para entender nuestra Argentina y nuestro presente histórico. Las incoherencias político-electorales no me parecen lo principal al respecto de la vida y la obra de Pino.

(Además, añado: cuando cuestionaba algo, siempre tuve plena coincidencia con él. No así cuando respaldaba o proponía opciones electorales. Como diría Jauretche, teníamos –él y yo– mucho más claro lo que rechazábamos que lo que queríamos. Y algunos de esos rechazos son decisivos: por ejemplo, en su claridad respecto de la cuestión ambiental).

El peronismo –al que pertenecía sin duda, mucho más allá de sus "dueños" eventuales– lo usó, lo despreció, lo ridiculizó y luego lo volvió a usar. Creo que él sabía que la cosa era así, y actuaba en consecuencia.

De cualquier modo, quedan sus películas y en mi cabeza, queda resonando para siempre aquella música que siendo adolescente me iluminó un sueño compartido: "Un país / donde pueda ser yo / sin sentirte cucaracha / ni bajarte la bombacha...".

Hasta siempre Pino , y gracias por todo.

 

Esta nota es posible gracias al aporte de nuestros lectores

Sumate a la comunidad El Miércoles mediante un aporte económico mensual para que podamos seguir haciendo periodismo libre, cooperativo, sin condicionantes y autogestivo.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

“Le pagué treinta mil dólares a Scelzi”: grave denuncia contra ex altos funcionarios portuarios por supuestas coimas y maniobras fraudulentas

El ex concesionario José Uriburu denunció ante la justicia al ex presidente del Ente Portuario, …