Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » Novedades » Jorge López relató su calvario en manos de la policía

Jorge López relató su calvario en manos de la policía

Se realizó el segundo día de las audiencias  orales y públicas contra los diez policías de la provincia de Entre Ríos acusados de cometer delitos de vejámenes, falsedad ideológica e incumplimientos de los deberes de funcionario público, como de torturas, contra el ciudadano uruguayense Jorge López, quien declaró en medio del llanto, recordando el infierno al que fue sometido en aquel día y medio que fue detenido.

 

Notas relacionadas:

CASO JORGE LÓPEZ: DECLARÓ SU HERMANO E IMPLICÓ...

NO HUBO COINCIDENCIAS EN EL CAREO ENTRE....

 

Informe: JORGE RUBÉN DÍAZ

 

Durante poco más de media hora relató en primera persona lo que vivió esa jornada del 25 de mayo cuando lo llevaron detenido desde el domicilio su hermano, paliza previa, hasta la Jefatura Departamental de Policía, donde siguió siendo maltratado y torturado. Todo por registrar con su celular una detención de una adolescente por parte de la Policía en el barrio de su hermano, cuando intentaron quitarle su teléfono arrojándole gas pimienta a los ojos, le dispararon con balas de goma e ingresaron a la fuerza a la casa para llevárselo.

Aquí parte de sus testimonios:

Antes de empezar su declaración los policías imputados fueron retirados de la sala. Durante gran parte de su relato no pudo contener el llanto, pese a que pasaron casi tres años de aquellos hechos.

-“Cuando me llevaban no dejaban de apretarme el cuello, no paraban de golpearme, me defequé encima. Entramos a la Jefatura y alguien dijo ojo, hay cámaras´. Pasamos un patio, luego un pasillo angosto, me ahogaba en mi propia sangre, intuía que me mataban, dejé mi marca en la pared con la sangre para que quedara un rastro. Después ya no sentía dolor en el cuerpo, tenía mucho frío, mi hermano (N de la R:Oscar, que también fue detenido) les pedía que no me siguieran pegando. Iban para el desfile del 25 de Mayo, pasaba la Bandera de Ceremonia, me pasaban por arriba, levantaban el pié, yo estaba en suelo, no me decían nada”.

-”Me llevan a la zona del mástil, un tipo me refregó un trapo con lavandina en la cara. Les pedí que me aflojarán las esposas. Se acercó un tipo, que dijo ser médico pero no me dio su nombre, y me dijo que lo que tenía eran solo heridas superficiales"

-"Me agarraron con la hidrolavadora, les pedía por favor que no lo hicieran, ‘bajate los pantalones'... sentía que me cortaban los testículos, me echaron agua por el ano con semejante presión. Lloraba, me retorcía del dolor en los testículos, me pusieron una bolsa roja de pollera y se burlaban ‘que linda nenita que queda´...”.

En esta parte tuvo que para su declaración unos segundos para reponerse y  beber agua, ante el llanto incontenible.

-“Después vino una traffic, toda comuflada y nos llevaron a la Comisaría Primera, nos llevaron al calabozo ciego, todo mojado, muerto de frío, con dolor en los testículos…ni a mi señora se lo conté por la vergüenza”, volvió a quebrarse. “Pasaban las horas que eran eternas y quería orinar, pero orinaba sangre. Temía que me siguieran pegando, pero en la Primera no lo hicieron”.

- “Sentía muy mal a mi cuerpo, pedí algo para aliviarme. Un preso me pasó por un agujero una remera. Les pedí que me llamaran un médico. Vino el mismo médico que me vio en la Jefatura, y salió corriendo cuando me vio en el estado en que estaba. Me llevaron al hospital. Me querían tirar atrás de la camioneta porque estaba mojado ‘ adelante no te vamos a llevar porque mojás todo’ me decían. Por la ventana de la Comisaría Primera, les pidieron que me llevaran adelante por si nos veía algún jefe de la calle (tránsito). Tenía miedo que fueran a otro lado y me tiraran a un zanjón, cuando vi que íbamos al hospital sentí que iba a seguir viviendo. Me atendieron y dijeron que estaba muy mal, no sé si un médico o quien me dijo ‘denuncialos a estos hijos de puta’. Al otro día me pulsaron el pulmón y al otro día el alta”.

- “Me llevaron a la Comisaría Primera otra vez, el encargado me dijo ‘te puse en el calabozo ciego por pedido de arriba. En Tribunales me tomaron declaración y me dejaron en libertad”.

"(Los policías) iban para el desfile del 25 de Mayo, pasaba la Bandera de Ceremonia, me pasaban por arriba, levantaban el pié, yo estaba en suelo, no me decían nada”.

 

PREGUNTAS Y VIDEOS

Terminada su declaración vinieron las preguntas de la querella y de la defensa, como las exposiciones de diferentes pruebas, en este caso fueron imágenes y videos.

López dijo que nunca tiró una piedra contra nadie y que no recuerda los rostros de los policías que estuvieron en la casa.

Proyectaron los videos que él filmó donde detienen a la joven y después cuando intentan quitarle el celular, el registro de su ingreso a la casa con el teléfono quieto y encendido, tomando el audio de los disparos y los gritos de los policía que entraban exclamando “¡Al piso, al piso!”. Se escuchaban llantos de bebé y súplicas.

La Defensa insistió en que en el video se registra el audio de diálogo entre dos mujeres en la casa donde una dice “el Jorge (por López), estaba filmando y tiró una piedra”. Al escucharse el audio completo en la sala no pudo corroborarse tal aseveración.

López explicó las consecuencias de las torturas: “Estoy con tratamiento psicológico, con pastillas para dormir, para la depresión y los pensamientos. Tuve muchas pesadillas, le tengo temor y desconfianza a los policías. Recibí catorce disparos de bala de goma en los brazos, espalda, cabeza, nuca”.

Contó que le pegaban dos o tres policía, que su hermano le dijo “que había alguien que sacaba fotos, pero no se quien era”.

El abogado Ostolaza hizo hincapié si había sido recibido por Eloy Fernández, (Jefe de Operaciones), y pasaron un audio de una charla que López mantuvo con él, la noche que se hizo la marcha y protesta frente a la Departamental. López reconoció que era su propia voz.

Después proyectaron dos videos en el estacionamiento interior de la Jefatura Departamental  de Policía, con cámaras en diferentes lugares,  donde se ve el ingreso de las dos camionetas que intervinieron en el operativo de detención de López, cuando lo bajan e ingresan.

También hicieron lo mismo en el momento de la humillación con la hidrolavadora. Se ve a varios efectivos policiales. Entre catorce y quince personas, estaban en el lugar.

Por último pasaron el video donde los policías estaban formándose en un patio interno para salir al desfile del 25 de Mayo. Allí, el Fiscal Lombardi hizo hincapié en que uno de los policías tenía puestos guantes de latex.

Mañana miércoles se cerrará la semana con varias declaraciones más, entre ellas la de Oscar López, hermano de Jorge, quien también fue detenido ese 25 de mayo.

 

LOS QUE INTERVIENEN

La parte querellante está compuesta por el Ministerio Público encabezado por el Jefe de Fiscales, Fernando Lombardi, y la fiscal María Albertina Chichi más los abogados particulares Adrián Esteban Cabrera y Manuela Aranda Fernández.

Los diez policías implicados tienen los siguientes representantes legales: El doctor Luis María Haddad es el abogado de Eduardo Sebastián Troncoso y Leonardo Miguel Miño (policía motorizada); José Esteban Ostolaza representa al oficial Francisco Celestino Borges, al médico Jorge Rafael Valdez y al comisario Eloy Rafael Fernández; Rubén Pagliotto y Damián Patenatti, son defensores del  oficial Gabriel José Antonio Arias, del cabo 1º Pablo Sebastián Benítez, sargento Juan José Asín y el sargento 1º Roberto Andrés Ocampo. El letrado Pablo Sotelo lo es de Leonardo José Povorosnik (motorizada).

La causa está caratulada como “Borges, Francisco Celestino y otros s/ torturas, incumplimientos de los deberes de funcionario público y falsedad ideológica”. Lleva el legajo Nº 2083/15.

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

Psicología de la pandemia: cómo mantener la calma

Este artículo publicado en el blog 302.4 de Alejandro Agostinelli, da a conocer un trabajo …