Download http://bigtheme.net/joomla Free Templates Joomla! 3
Inicio » Novedades » Es otro mundo
"El mismo ministro prorrogó la exención de impuestos para el champagne. Toda una definición de quien vive en otro mundo".
OPINIÓN

Es otro mundo

Una familia que tenga ingresos de 8.000 pesos, y que consuma con tarjeta de débito, tendrá un recorte de 334 pesos. El ministro quitó la devolución del IVA. Eso implica 23 litros de leche, o 3 kilos de carne, o 34 paquetes de fideos. Para el ministro Nicolás Dujovne es una nimiedad y por momentos parece fundamentada en la mera maldad. Sin embargo la medida tiene la racionalidad de quienes viven en otro mundo.

 

Por ANÍBAL GALLAY

 

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, decidió no prorrogar la devolución del 4,3 por ciento del IVA a quienes compraban con tarjeta de débito. Los argumentos fueron: el método es antiguo, está desactualizado, además tiene un alto costo fiscal y no ha fomentado la bancarización.

Sin embargo esa devolución que se hacía para compras menores a mil pesos, implicaba un ahorro de  43 pesos cada 1000. Supóngase que una familia compra durante todo un mes por valor de 8.000 pesos, y la realiza por medio de una tarjeta de débito. Ello implica un regreso 344 pesos.  Se podrá decir que no es mucho dinero. Como se sabe lo mucho o lo poco depende del lugar del mundo desde donde se lo mire. Esos 344 pesos implica la compra de 23 litros de leche de 15 pesos. Para una familia de cuatro miembros y con un sueldo como el mencionado es una quita importante.

Con esos 344 se podrían comprar  más de tres kilos de carne molida. El ministro seguramente no lo sabe, pero con tres kilos de carne molida se pueden hacer seis guisos, es decir almorzar o cenar durante seis días nada menos. Si una familia suma 60 almuerzos y cenas durante un mes, el ministro le ha quitado el 10 por ciento de la carne de esas 60 comidas.

Se podría seguir diciendo que un paquete de fideos secos (de medio kilo) cuesta 10 pesos. Se podrían comprar 34 paquetes.

Explicación posible

 

Cómo se explica entonces que un ministro muestre esa actitud que parece provenir de alguien que se solaza en hacer daño.

Es una primera sensación, pero hay otra explicación más racional. El ministro de Hacienda Dujovne no tiene idea del mundo  y los submundos de la realidad argentina.  Es un supuesto para llegar a una explicación satisfactoria.

El ministro Nicolás Dujovne proviene de ámbitos, donde el mundo de los trabajadores debe ser una realidad intangible y la pobreza una situación derivada de la incapacidad personal.

Nicolás Dujovne se dedicó a la actividad financiera y al periodismo.  Agréguese una asesoría en el Senado al servicio de la UCR.

Jamás tuvo que trabajar para ganarse el jornal, como sí les ocurre a millones de argentinos. Esos jornaleros informales, que el día que no trabajan, no comen, o comen lo que sobró ayer.

No es de extrañar que esos 344 pesos de devolución del IVA al nuevo ministro le parezca una cifra despreciable. Su  desayuno posiblemente supera esa cifra.

No habría que tomarlo por el lado de la maldad. Nicolás Dujovne se ocupa de la macroeconomía  y no de estos detalles.

La quita de 23 litros de leche a una familia no es, para el ministro Dujovne un problema, es una nimiedad teniendo en cuenta la alta política económica. El ministro está más allá, mucho más allá de una realidad que no tiene interés en atender. Sea porque no quiere, sea porque no sabe. Y  en cualquier caso no le importa.

Por estos días el mismo ministro prorrogó hasta diciembre la exención de impuestos para el champagne. Toda una definición de quien vive en otro mundo.

 

rubengallay@hotmail.com

Deja tu comentario

comentarios

Destacado

La agenda más completa para este finde: actividades artísticas, culturales y deportivas

Como todas las semanas se publica ¿A Dónde Ir?, la guía interactiva de eventos y …